APRENDIZAJE DIVERTIDO CON: JUEGOS DE MATEMÁTICAS POR EDADES

Este mes os enseño dos juegos para trabajar las matemáticas. El juego Rummikub y Cierra la Caja son ideales para Educación Primaria pero también pueden extenderse a secundaria.

 

En más de una ocasión, cuando los niños y niñas tienen problemas lógico-matemáticos, encontramos una cierta resistencia a trabajar de forma tradicional. Se les pone una ficha delante, recuerdan que no saben hacerla y no saben en qué fallan y empiezan a sentir frustración. Esta situación la he encontrado desde el alumnado de 1ºPrimaria hasta Secundaria. Ese miedo a todo lo que tenga que ver con matemáticas les bloquea y, lejos de centrarse en la tarea, empiezan a centrarse en lo difíciles que son y en su baja percepción de autoeficacia.

En otras ocasiones, nos podemos encontrar menores que responden al azar hasta dar con la respuesta correcta:

  • Niñx: ¡Sumar!
  • Yo: Silencio
  • Niñx: ¡Restar!
  • Yo: Te lo estás inventando
  • Niñx: ¡Multiplicar!

¿Os suena?

Para poder trabajar cualquier habilidad, es necesario que la persona se reconcilie primero con los sentimientos que este proceso les crea. Para ello, es aconsejable utilizar materiales diferentes que le hagan afrontar la tarea de forma diferente.

 

El primero de los juegos que os traigo es Cierra la Caja.

Modo de juego

El juego contiene una caja, números del 1 al 9 y dos dados. Cada jugador, en su turno, tiene cinco tiradas. Con cada tirada, tiro los dos dados y sumo la puntuación que da. Si tiro los dados y me salen dos 6, tendré que bajar los números que… ¡Eh! ¡Espera! No hay número 12… Entonces tendré que bajar los números que sean necesarios que me den 12. Por ejemplo, podré bajar el 9 y el 3, el 8 y el 4, el 7 y el 5, etc.

Mientras el jugador tira cinco veces, yo invito al contrincante a contar el número de veces que he tirado (con la excusa de que no me pille haciendo trampas). De esta forma le hago contar aun cuando no es su turno y trabajo su atención y memoria numérica a corto plazo.

Una vez he tirado las cinco veces, contaré los números que se me han quedado levantados. Quien tenga mayor puntuación una vez hecho todas las tiradas, pierde.

Por el contrario, si se quiere hacer con resta, el procedimiento es el mismo pero ganará quien haya conseguido mantener más números levantados en sus cinco tiradas.

 

¿Qué trabajamos con este juego?

Este juego lo he utilizado con niños y niñas desde los 6 años hasta los 11. Nos permite trabajar la descomposición de los números, el cálculo de suma y resta tanto con manos como mental y habilidad para ganar y perder de forma adaptativa.

 

El siguiente juego es Rummikub.

Modo de juego

Puesto que es un juego con varias reglas, os lo muestro en este video de Goliath Games Iberia en el que explican todas las combinaciones posibles.

 

¿Qué trabajamos con este juego?

Según el propio juego, está pensando para personas de más de 7 años ya que precisa de una mayor habilidad matemática. Son partidas algo extensas por lo que es preferible utilizarlo en casa o para una sesión temática pero no es posible jugar en los últimos cinco o diez minutos de una sesión psicopedagógica.

Se trabaja la fluidez mental, las seriaciones, la igualación, precisa de estrategias tanto con tus fichas como con las de los demás jugadores y atención mantenida para ver qué nuevas piezas han incluido en la mesa. Como en todos los juegos, también podemos trabajar la espera de turnos y la habilidad de ganar y perder.

 

 

 

APRENDIZAJE DIVERTIDO CON: LOS INCREÍBLES 2

El pasado 2 de agosto se estrenó en nuestros cines la película Los Increíbles 2. Fue una película muy esperada tanto para niños como para aquellos que vieron la primera película y les encantó. Reúne características variadas que hace que sea para todos los públicos. Tiene acción, humor, niños de diferentes edades con los que se pueden proyectar, figura paterna y materna y el concepto de familia unida.

Resultado de imagen de los increibles 2

 

Sinopsis de la película

Secuela de “Los increíbles”. Helen tiene que liderar una campaña para que los superhéroes regresen, mientras Bob vive su vida “normal” con Violet, Dash y el bebé Jack-Jack —cuyos superpoderes descubriremos—. Su misión se va a pique cuando aparece un nuevo villano con un brillante plan que lo amenaza todo. Pero los Parr no se amedrentarán y menos teniendo a Frozone de su parte. (FILMAFFINITY)

 

Éste es su tráiler

 

La película gusta a nivel general aun viéndola simplemente por pura distracción. Pero, ¿qué es lo que más me gusta de la película si profundizamos un poco?

 

  • Mujer trabajadora que mantiene a la familia y figura del hombre como cuidador principal de su familia: Rompiendo mitos de género.

 

  • Esfuerzo del padre por comprender y ayudar a sus hijos tanto en tareas escolares en el caso del niño e interpersonales en el caso de la adolescente: Muchas veces, los hijos dan por hecho la ayuda de los padres como algo normal en sus vidas. No está de más que, por un momento, sean conscientes del esfuerzo que sus padres hacen por ellos.

 

  • La mujer ocupa personajes protagonistas indispensables para la trama: Esta película es un ejemplo.

 

  • Tiene dosis de humor para menores y adultos: Estamos en una época en la que no solo los adultos tenemos estrés. Los niños y adolescentes, entre deberes, exámenes y extraescolares van de un sitio a otro deprisa y agotados. La risa es terapéutica, no lo olvidemos.

 

  • Dota de un papel importante a los hijos: Si queremos menores responsables, necesitamos confiar en ellos.

 

  • La imagen de familia unida: Es algo que aparece en toda la película. Todos pueden ayudar a todos. En equipo las cosas salen mucho mejor.

 

Todos estos aspectos son valores que transmitimos con lo que vemos, lo que les enseñamos y con lo que hacemos. Con películas como ésta no es necesario un comentario posterior al respecto, la integración de todas esas ideas con total normalidad son las que van calando en los pensamientos de los más pequeños.

 

Batallas corrientes: Dificultad específica de aprendizaje desde la visión de una madre

cristina simónCristina es madre de una niña de 9 años con Dificultad Específica de Aprendizaje (DEAP). Este tipo de dificultad es lo que, comúnmente, antes se conocía como Dislexia, Discalculia (la dislexia de las matemáticas), Disgrafía (problemas con la escritura) y Dislalia (problemas en el lenguaje).\r\n\r\nHoy en día, cada vez son más reconocidos estos casos de dificultad de aprendizaje tanto en casa como en los colegios, pero aún queda mucho por avanzar y, para ello, os muestro con esta entrevista cómo es la vida de Cristina y su hija. Prometo que no he sido yo quien ha escrito la despedida de esta entrevista ;).\r\n\r\n \r\n\r\n¿Qué notaste en tu hija para darte cuenta de que algo no iba como esperabas?\r\n\r\nTodavía lo recuerdo como si fuese hoy. No avanzaba en el habla. Pero fue un verano cuando iba a 1º de Primaria cuando nos dimos cuenta de que también retrocedía en la escritura, invertía letras, cada vez hablaba peor para su edad… Fue cuando sospeché que algo no iba como debía.\r\n\r\n \r\n\r\n¿Qué te hizo dar el salto y decidir evaluarla acudiendo al psicólogo?\r\n\r\nCuando empezó el curso escolar hablé con su tutora y le comenté lo sucedido. Me dijeron que era normal pero yo no quedé satisfecha con esa respuesta y busqué una valoración psicopedagógica externa al colegio.\r\n\r\n \r\n\r\nEn estos casos, el apoyo de la familia y amigos es muy importante, ¿tuviste apoyo en ese momento? ¿Qué te decían los demás?\r\n\r\nBueno… creo que una situación así es para el que lo tiene dentro de casa. Todo el mundo te da ánimos y te dice que no es nada, pero la verdad es que no es así. Desde mi humilde opinión sí pasa, unas cosas llevan a otras. Son niños que necesitan mucha estimulación y muchas horas de trabajo diario.\r\n\r\n \r\n\r\nAdemás del apoyo de las personas más cercanas, es de crucial importancia que el centro escolar se coordine con las familias para aumentar la mejora de estos niños y niñas. ¿Recibiste apoyo del centro educativo una vez se verificó que tu hija presentaba DEAP?\r\n\r\nEl apoyo del colegio siempre ha sido intentar transmitirme tranquilidad. Ellos pusieron (después de mucha pelea) los mecanismos que ellos tienen como, por ejemplo, la valoración (otra vez) psicológica y clases de apoyo durante estos años hasta el día de hoy. Aun así, creo que se podrían poner más medios sencillos como, por ejemplo, diez minutos de trabajo individual fomentando la motivación. Esto es fundamental.\r\n\r\n \r\n\r\nEn muchas ocasiones, el fracaso escolar va acompañado de un deterioro del estado de ánimo de los niños. Pasan muchas horas en clase haciendo deberes y estudiando. Lo que les hace valorarse, en gran medida, por los resultados obtenidos en la escuela. ¿Crees que afectaba emocionalmente de alguna manera esta dificultad en el ámbito escolar?\r\n\r\nSí rotundo. Mientras sus compañeros leían perfectamente, ella no quería ir al colegio porque se reían de ella. Este es solo uno de los ejemplos. Por eso me reitero en mi frase “sí pasa, unas cosas llevan a otras” como baja autoestima, por ejemplo.\r\n\r\n \r\n\r\n¿Cómo es el día a día de tu hija? ¿Cuánto tiempo dedica al estudio? ¿Necesita ayuda o es independiente?\r\n\r\nAl principio era desesperante, para qué mentir. Una simple ficha de matemáticas era para toda la tarde. Pero eso ya ha pasado. Está en un muy buen momento, lo que no quiere decir que no siga necesitando ayuda. Cada curso es más complicado pero es una niña muy constante y con afán de superación. Eso es muy importante.\r\n\r\nSabe que tiene que dedicar más tiempo que los demás pero se le ha creado ese hábito y, lo más importante, es muy feliz. Todavía necesita ese empujón de ayuda pero cada vez es mucho más autónoma.\r\n\r\n \r\n\r\n¿Ha habido un cambio en tu hija desde que está trabajando a nivel psicopedagógico? ¿En qué lo notas?\r\n\r\nSiiiiiii y es muy grande. Eso se refleja en su autoestima, tiene más amigos en el cole, capacidad de trabajo y, sobre todo, no le supone un trauma el momento de hacer deberes.\r\n\r\n \r\n\r\nDesde tu experiencia, ¿qué le dirías a unos padres que ven que su hijo/a tiene dificultades de este tipo y creen que no es algo normal de su etapa de desarrollo?\r\n\r\nLo primero que les diría es que no se alarmen, es algo que tiene solución. Después les diría que intenten ponerse en contacto con profesionales que a ellos les transmitan tranquilidad. También les diría que no lo traten como un problema, que no tengan miedo, que se armen de mucha paciencia y mantengan la calma y, sobre todo, que le den mucho amor y refuercen con cosas positivas. A estos niños se les refuerza mucho la autoestima con pequeños detalles.\r\n\r\nPor último, quería decir que también podemos dejarnos enseñar por los niños, yo he aprendido mucho de mi hija.\r\n\r\n \r\n\r\nPara despedirme, quería dar las gracias a Mónica Blasco por facilitarnos tanto las cosas. Es un gran trabajo el que realizas. \r\n\r\n \r\n\r\n